Taxonomias + Breadcrums = SEO

Muchos suponen que ordenar los contenidos por categorías o etiquetas en un blog, tiene efectos positivos para el posicionamiento web

Por definición, las taxonomías son grupos de clasificación, cuyo objetivo es ordenar los contenidos para que el usuario pueda encontrarlos más fácilmente dentro del sitio web. En otras palabras: Las taxonomías son más importantes para el usuario que para el buscador

Google tiene múltiples algoritmos, pero 2 de ellos son los más importantes:

Para el Algoritmo de Rastreo,  las taxonomías son directorios. Pero para el Algoritmo de Clasificación, son solo parte de las URLs, sin importar que se trate de categorías, etiquetas o carpetas.

Supongamos que tenemos esta estructura:

http://www.sitioweb.com/tablet/-g53-android-intel-7/
http://www.sitioweb.com/tablet/-alcatel-pixi-3-7/
http://www.sitioweb.com/tablet/-bangho-j08-i2w10/

La presencia de /tablet/ puede significar una categoría o un directorio en la ruta del servidor, en cualquier caso, sólo tiene importancia para la semántica de la URL.

Para los buscadores, es indiferente el signo de la separación entre las palabras, da lo mismo una barra que un guión, de hecho las mismas direcciones se pueden presentar de la siguiente manera, sin alterar la importancia:

http://www.sitioweb.com/tablet-g53-android-intel-7/
http://www.sitioweb.com/tablet-alcatel-pixi-3-7/
http://www.sitioweb.com/tablet-bangho-j08-i2w10/

¿Entonces por qué las categorías y etiquetas no se deben indexar?

No es una regla, pero la mayoría de las veces, una estructura de taxonomías puede generar páginas irrelevantes, en el primer ejemplo el denominador común en todas las URLs es la taxonomía tablet:

http://www.sitioweb.com/tablet/

En plataformas como Joomla, WordPress o e-commerce como Prestashop, esta URL se presenta como una categoría, una página padre cuyo contenido está compuesto por una lista de títulos y extractos de las páginas agrupadas en esa categoría.

Es decir que no hay nada original en ellas, por ese motivo es conveniente que no se incluyan en el índice del buscador, ya que no hay valor agregado.

Sin embargo existe una excepción, muchas plantillas permiten generar un encabezado en las categorias, a modo de descripción, que aparece justo antes de la lista de títulos.

Si el texto añadido es suficientemente relevante, este aporta ese valor agregado faltante, y permite que se pueda indexar en el buscador sin riesgo de duplicidad.

Taxonomías anidadas

También es común pensar que utilizar varias taxonomías consecutivas se logra una URL con varias palabras clave.

http://www.sitioweb.com/bogota/computadoras/moviles/tablet/bangho/j08-i2w10/

Sin duda, las URLs semánticas o personalizadas, tienen una ventaja sobre las que utilizan variables, pero no son un factor absoluto para el SEO, aun cuando contengan múltiples palabras clave, estas URLs solo aportan un “granito de arena” a la optimización general.

Además, como vimos al principio, para los robots de rastreo, las taxonomías son directorios, y cuando más directorios anidados hay, serán más los niveles para rastrear y mas difícil el acceso a los contenidos.

Una de las máximas en SEO es mantener el contenido a no mas de 2 niveles de la raiz del dominio.

En definitiva, las taxonomías son una buena experiencia para el usuario, y eso tambien es un factor importante para Google… pero no preguntes como lo sabe 😉

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *